Esto no es más que la casa de Dios, y esta es la puerta del cielo. Y se levantó Jacob muy de mañana, y tomó la piedra que había puesto de cabecera, la erigió por señal y derramó aceite por encima.
Génesis 28:17-18
QUIERO HACER MI VOTO DE FE

Donaciones

Espere un momento por favor...